TRAS LAS NAVIDADES TOCA PONERSE A PUNTO

semillas-linoLa gran mayoría de los españoles vuelven con algún kilo de más tras las fiestas navideñas. En este contexto, una mala alimentación muy orientada al exceso de grasas saturadas y azúcares junto con la inactividad propia de las fechas invernales propician el desastre. Desde el servicio de Nutrición, en Pesaúde te proponemos un plan de mejora de tus hábitos dietéticos y te asesoraremos para cuando no puedas posponer las comidas de empresa, familiares… y conseguir mantener un rango de peso adecuado todo el año. Introduciendo componentes funcionales como el Omega-3 o la fibra soluble por medio de la alimentación conseguirás saciarte más, reducir grasa corporal y alcanzar tu objetivo de manera saludable.

La semilla de lino, esa gran desconocida

Un gran complemento para añadir al yogur, leche, cereales e incluso platos fríos como la ensalada es la semilla de lino. Este alimento integral posee en su composición ácidos grasos poliinsaturados y monoinsaturados, Omega-3, lignanos y es rico en fibra. Juntos funcionan de acuerdo a que consigas una buena salud cardiovascular y digestiva. Además, en concreto, los lignanos presentes en ella se han asociado con una disminución en el riesgo de síndrome metabólico, trastorno asociado con una problemática bastante seria en estos días como es la obesidad.

Cómo reconocer alimentos integrales de los que no lo son

En el supermercado nos encontramos una serie de alimentos elaborados con cereales que a menudo nos pueden llevar a error si los consideramos integrales. Un alimento considerado integral está compuesto o elaborado por cereal que contiene las 3 capas principales del cereal: germen, salvado y endospermo, siendo esta última parte la menos interesante a nivel nutricional pero la más calórica y presente de manera exclusiva práctivamente, entre otros, en los panes convencionales. El germen aporta proteínas y minerales mientras que en el salvado se encuentran vitaminas del grupo B, la mayor parte de los minerales y componentes reductores del colesterol como los fitosteroles. Es por ello que necesitamos de alimentos integrales para beneficiarnos de ello. Si queremos reconocer un alimento integral debe poseer como primer ingrediente la palabra “integral”; por ejemplo: “harina de trigo integral”. Si está de segundo significará que se la han añadido a una refinada y no sería tan interesante. Por otro lado, otro requisito que debe aparecer es el porcentaje de cereal integral usado; para que un alimento sea integral éste debe representar un porcentaje mayor al 75%.
Es importante recordar un par de nociones también en el sentido que un alimento de “6 u 8 cereales” no implica que sea integral así como tampoco lo son los ennegrecidos o enriquecidos en fibra.

pan-vivirsmart2-820x406

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Twitter
@Pesaude_info en Twitter
23 la gente sigue @Pesaude_info
Twitter Pic RockinRi Twitter Pic JosefaSh Twitter Pic albinoma Twitter Pic WebMonda Twitter Pic Xoanmuni Twitter Pic Fernando Twitter Pic eurovisi Twitter Pic cheo45su